Introducción al recurso extraordinario de casación civil

El recurso extraordinario de casación es un medio de defensa especial, limitado, formal y restringido, que permite a las partes impugnar algunas sentencias judiciales proferidas por Tribunales Superiores cuando no se encuentran ajustadas a la legalidad.

Aunque en sus orígenes fue un recurso que buscaba únicamente ejercer un control abstracto de la legalidad, anulando las providencias judiciales que infringían las normas sustanciales, en la actualidad cumple otras funciones, tales como defender la unidad e integridad del ordenamiento jurídico, lograr la eficacia de los instrumentos internacionales suscritos por Colombia en el derecho interno, proteger los derechos constitucionales, controlar la legalidad de los fallos, unificar la jurisprudencia nacional y reparar los agravios irrogados a las partes con ocasión de la providencia recurrida (artículo 333 del Código General del Proceso).

I. Procedencia del recurso:

El recurso extraordinario de casación sólo procede contra las siguientes sentencias de segunda instancia proferida por tribunales superiores:

1. Las dictadas en toda clase de procesos declarativos.

2. Las dictadas en las acciones de grupo cuya competencia corresponda a la jurisdicción ordinaria.

3. Las dictadas para liquidar una condena en concreto

II. Oportunidad:

Se interpone dentro de los cinco días hábiles siguientes a la notificación de la sentencia; o dentro de los cinco días siguientes a la notificación del auto que resuelve su adición, corrección o aclaración.

III. Legitimación:

Puede interponer el recurso la parte que resultó desfavorecida con la decisión y apeló la sentencia de primera instancia que le fue adversa. (Artículo 337 del C.G.P.

IV. Interés para recurrir

Cuando las pretensiones sean esencialmente económicas el valor actual de la resolución desfavorable al recurrente debe ser igual o superior a 1.000 salarios mínimos mensuales legales vigentes; excepto cuando se trata de acciones populares y de grupo, o declaración del estado civil.

V. Concesión

Una vez reunidos los requisitos formales de procedencia, oportunidad, legitimación e interés para recurrir, el magistrado sustanciador del tribunal lo concederá mediante auto que no admite recurso, ordenando el envío del expediente a la Corte Suprema de Justicia. (Art. 340)

Si el magistrado sustanciador niega el recurso, esa decisión es susceptible de recurso de queja ante la Corte Suprema de Justicia.

VI. Trámite del recurso de casación en la Corte Suprema de Justicia

Una vez ha llegado el expediente a la Corte Suprema de Justicia, el magistrado sustanciador decide sobre la admisibilidad del recurso de casación.

Si no admite el recurso, contra esa decisión procede recurso de reposición.

Si admite el recurso, el magistrado sustanciador ordena dar traslado común a los recurrentes por 30 días hábiles para que presenten la demanda de casación.

VI. Requisitos formales de la demanda de casación (Art. 344 del C.G.P.) 

1) Designación de las partes, síntesis del proceso, de las pretensiones y de los hechos.

2) Formulación de los cargos por separado, con los fundamentos de cada acusación en forma clara, precisa y completa, con sujeción a las siguientes reglas:

a) Si es violación directa, el cargo se circunscribirá a la cuestión jurídica sin extenderse a la materia probatoria.

b) En caso de que la acusación se haga por violación indirecta, no podrán plantearse aspectos fácticos que no fueron debatidos en las instancias. (Hecho nuevo)


Comparte esta publicación

Comparte en WhatsApp
Comparte en Facebook
Comparte en Linkedin

Información de contacto

300 546 6565

Centro de Conciliación y Arbitraje

Cra. 4 No. 19 - 85.

Piso 2 Edificio Fenalco Bogotá.

Abrir chat
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarle?